miércoles, noviembre 24, 2004

Terapia antitrabajo

Cuando tengas un día de esos en que pensás "¡Odio mi trabajo!" hacé lo siguiente:

- En el camino de vuelta a casa pará en alguna farmacia de esas estilo shopping y dirigite directamente a la góndola en donde se encuentran los termómetros. Tenés que comprar un termómetro rectal de Johnson & Johnson. Asegurate de estar llevando ese modelo y esa marca.

- Cuando llegues a casa, cerrá la puerta con dos vueltas de llave y echá el pasador. Descolgá el teléfono y apagá el celular para que nadie te moleste.

- Ponete ropa cómoda, como algún camisón (si sos mujer), un piyama o algún jogging.

- Abrí el paquete y dejá el termómetro rectal sobre la mesita de luz. Agarrá el prospecto y leelo. Encontrarás en letra pequeña la siguiente frase: "La calidad de cada termómetro rectal fabricado por Johnson & Johnson ha sido verificada personalmente".

- Ahora, cerrá los ojos y repetí en voz alta al menos cinco veces:

"Estoy muy contento de no trabajar en Control de Calidad de Johnson & Johnson"

Por eso recordá: Siempre hay alguien que puede tener un trabajo peor que el tuyo.


Etiquetas:

2 Comentarios:

el dí­a miércoles, octubre 05, 2005 8:28:00 p. m., Anonymous Principito dijo...

Que es la felicidad sino compararse con los otros? :)

Un abrazo y aguante Smashing Pumpkins!

 
el dí­a miércoles, octubre 05, 2005 8:29:00 p. m., Anonymous Principito dijo...

Gracias por el tip del .jpg!!

 

Publicar un comentario

<< Inicio