miércoles, marzo 30, 2005

Perdidos en Maya I

A pesar de cuanto lo intente no puedo elevarme de éste oceáno de ilusiones en donde vivo, algunas ilusiones creo haberlas superado, ya no las deseo, hay otras en cambio que siguen latentes, persiguiéndome. Vos entrás en esas otras. Intento renunciar a vos, no quiero seguir luchando contra esto, quiero redención, liberación y sosiego para mi corazón.

"Debido a que te encuentras sometido a las influencias del karma creado por tus acciones en tu vida anterior, a pesar de que engañado por la ilusión y conmovido por tus buenos sentimientos no quieras luchar, aun en contra de tu voluntad, tendrás que hacerlo."

Bhagavad Gita, Krishna a Arjuna, verso 60.


Ahora te veo abrazada a otro hombre, viviendo tu vida. Tengo miedo de contarte lo que me pasa, y qué egoísta de mi parte, me doy cuenta que sólo te quiero para mi, quiero esos abrazos sólo para mi. Puedo amarte pero no incondicionalmente, puedo amarte pero no libremente y eso no es amor, es apego. Quiero olvidarte, sacarte de mi mente y de mi corazón definitivamente.

"Si motivado por el miedo y tu egoísmo, piensas renunciar a la lucha en la batalla de tu vida, vana es tu decisión, pues definitivamente la naturaleza te empujará a luchar de un modo o de otro."

Bhagavad Gita, Krishna a Arjuna, verso 59.


Te tuve y no lo supe, y mientras menos lo sabía más te tenía; luego intenté tenerte y no pude, y mientras menos te tenía más sufría por tenerte. Ahora sé que ya no te tendré.

Jesús dijo: "Quien tiene en su mano, a él se dará más. Y quien no tiene, se le quitará aún lo poco que tiene."

Evangelio según Tomás, dicho 41.


Etiquetas: ,

4 Comentarios:

el dí­a viernes, octubre 21, 2005 7:47:00 p. m., Anonymous luis dijo...

Juanba: creo saber donde estas parado, porque me ha pasado. Uno por lo general no le da el valor correcto a algunas cosas y, cuando ya no estan, se lamenta por la falta (en ambos sentidos). Pero no menos cierto es que a veces nos aferramos a cosas que, mal que nos pesen, ya no son. No son lo que eran antes y, por sobre todo, ya no podran ser lo que fueron. Te toca pelear contra el dragon mas feo. No puedo decirte nada mas que: fuerza!
SALUDOS

 
el dí­a viernes, octubre 21, 2005 7:48:00 p. m., Blogger juanba dijo...

Luis: Gracias... Y sí, es algo así, son como viejas sensaciones recurrentes que siempre vuelven. Lo extraño es que al terminar de escribir el post me sentí mucho mejor.

Salutes

 
el dí­a viernes, octubre 21, 2005 7:48:00 p. m., Anonymous skinhead dijo...

Juan. si te sentiste mejor, entonces bien, pero no recuerdo, que pasaras por eso, va! en realidad te estamos conociendo mas por este medio, :p
salu2.

 
el dí­a viernes, octubre 21, 2005 7:50:00 p. m., Blogger juanba dijo...

Dardo: Uy! Esto fue por el 97, y el tema resurge cada tanto al ver viejos escritos (y nuevas fotos de ella). Vos no andabas mucho por esa época, sino seguro lo hubiésemos charlado en la Plaza de la Intendencia, sentados por ahí, tomando el sol de alguna tarde...

 

Publicar un comentario

<< Inicio