miércoles, enero 03, 2007

Tao Te King (XIII, XIV)

XIII

El favor y la desgracia inquietan por igual.
La fortuna es un gran dolor como nuestro cuerpo.
¿Qué quiere decir favor y desgracia inquietan por igual?
El favor eleva y la desgracia abate.
Conseguir el favor es la inquietud.
Perderlo es la inquietud.
Este es el sentido de «favor y desgracia inquietan por igual»
¿Qué quiere decir la fortuna es un gran dolor como nuestro cuerpo?
La causa por la que padezco dolor es mi propio cuerpo.
Si no lo tuviese,
¿qué dolor podría sentir?
Por esto, quien estime al mundo igual a la fortuna de su propio cuerpo,
puede gobernar el mundo.
Quien ame al mundo como a su propio cuerpo, se le puede confiar el mundo.


Retomo con el verso anterior la idea expuesta tantas veces en este blog: la vida parece correr como un río cuyos márgenes son por un lado la felicidad (favor) y por otro la desdicha (desgracia, infelicidad). En
Maya, nuestro irreal mundo de ilusiones, siempre es igual, nos abatimos constantemente contra estas dualidades. El tema es que siempre buscamos ganar, apegarnos a uno de los extremos, generalmente al de la felicidad aunque, que raras son las cosas en este plano irreal, ya que también hay gente que no puede vivir sin apegarse al otro extremo, al de la infelicidad, pareciera ser que para algunos el sólo hecho de sentirse desdichados y así poder autocompadecerse de sí mismos es lo que los define en esta vida.

Ningún extremo es bueno parece ser la conclusión, no hay que apegarse a ninguno de ambos, la idea es siempre trascenderlos, gozarlos o sufrirlos y dejarlos ir, superar ambos estados de ser. Ahora ustedes dirán, ¿qué es mejor entonces que sentirse feliz? Mejor que sentirse feliz es sentirse realizado, o mejor aún ser un ser realizado, ya que la felicidad es sólo una parte de ese estado de realización absoluta pero que sin embargo no es el total del mismo ya que éste va más allá de la simple felicidad. Gracia divina sería, creo, el concepto que mejor definiría este estado final.


XIV

Se le llama invisible porque mirándole
no se le ve.
Se le llama inaudible porque escuchándole
no se le oye.
Se le llama impalpable porque tocándole
no se le siente.
Estos tres estados son inescrutables
y se confunden en uno solo.
En lo alto no es luminoso,
en lo bajo no es oscuro.
Es eterno y no puede ser nombrado,
retorna al no-ser de las cosas.
Es la forma sin forma
y la imagen sin imagen.
Es lo confuso e inasible.
De frente no ves su rostro,
por detrás no ves su espalda.
Quien es fiel al Tao antiguo
domina la existencia actual.
Quien conoce el primitivo origen
posee la esencia del Tao.


"Neti, neti" ("No es esto, no es lo otro") repiten sin cesar los gurúes o maestros hindúes para intentar hacer "comprender" (por así decirlo) a sus iniciados la "idea" de lo Absoluto, de lo Real, la idea de Dios, de Alá, de el Brahman, de el Ein Sof, de el mismo Tao. Porque éste estado último, éste Absoluto, éste Alfa y Omega, no puede describirse con palabras, adjetivos, sensaciones o impresiones, por eso se usa esta lógica de la negación para intentar llevar la mente a un estado de abandono por cansancio al intentar comprender la idea.

Si no es esto, si no es lo otro, entonces ¿qué es?. La "idea" es llegar a la conclusión que negándolo todo uno se rinde a intentar comprender, al rendirse uno sólo acepta, porque la idea del Absoluto, de ese ser sin límites, en última instancia no se puede comprender en este estado bajo de consciencia que llevamos mientras seguimos perdidos en el mundo de las ilusiones, sólo se puede aprhender la idea renunciado a Maya, siendo, deviniendo en el mismo Absoluto y que, según todas las santas escrituras de las diferentes religiones, sólo en nosotros los humanos está el potencial para alcanzarlo, para serlo, después de todo y a fin de cuentas eso es la "iluminación".

En palabras del mismísimo Sri Nisargadatta Maharaj tantas otras veces citado en este blog:

"El buscador es el que está en busca de sí mismo.

Abandone todas las preguntas excepto una: «¿Quién soy yo?». Después de todo, el único hecho del que usted está seguro es que usted «es». El «yo soy» es cierto. El «yo soy esto» no. Esfuércese en encontrar lo que usted es en realidad.

Para saber lo que usted es, primero debe investigar y conocer lo que usted no es.

Descubra todo lo que usted no es —el cuerpo, los sentimientos, los pensamientos, el tiempo, el espacio, esto o eso— nada, concreto o abstracto, que usted perciba puede ser usted. El acto mismo de percibir muestra que usted no es lo que usted percibe.

Cuanto más claro comprenda que en el nivel de la mente usted solo puede ser descrito en términos negativos, tanto más rápidamente llegará al fin de su búsqueda y se dará cuenta de que usted es el ser sin límites."


Sri Nisargadatta Maharaj








Etiquetas: ,

7 Comentarios:

el dí­a domingo, enero 14, 2007 12:04:00 p. m., Blogger Leopoldo dijo...

Leer este texto: ¡qué manera de comenzar un domingo!
Me has despertado mucha curiosidad respecto a este tal Maharaj.
Un abrazo.

 
el dí­a domingo, enero 14, 2007 9:29:00 p. m., Blogger juanba dijo...

Leopoldo: El texto de Maharaj lo agregué porque me pareció adecuado para contrastar con el verso XIV del Tao, tienen cosas en común si los leés detenidamente.

Acá te dejo un link con su biografía. Leela, es realmente sorprendente y muy interesante.

Voy a postear ahora mismo otra de sus conversaciones que han sido transcriptas en su libro "Yo soy Eso", dejo al final de ese mismo post un link a otros escritos que ya he posteado antes sobre él y sus charlas.

Si te querés descargar el libro anotate en el grupo "Persiguiendo al Conejo Blanco", encontrarás un link al final de la columna de la derecha del blog.

Salutes

 
el dí­a viernes, enero 19, 2007 12:38:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

En relación a XIII, me resulta altamente sorprendente y a la vez considerable esa idea de querer al mundo como a su propio cuerpo. Dicha cocepción debería ser la base de las sociedades organizadas. Por un lado siento que estos textos apuntan a un ideal que, dualidad mediante, es tan simple como compleja de alcanzar. La riqueza genera inquietud. La no riqueza también. Sólo la armonía logra alejarnos de los vicios por exceso o por defecto. Aquí también encuentro conexión con los principios básicos de la Filosofía (aunque todo tiene que ver con todo, desde ya).

Y en relación a XIV...Tiene como más pinta de poesía. Los primeros seis versos bien pueden caber para una minita, ja ja...Hablando en serio, esto es como una Biblia, una guía a seguir...En tan pocas palabras dice mucho. Me queda la duda del Tao antiguo. ¿Hay uno que sea más nuevo?

Un abrazo!!!

 
el dí­a viernes, enero 19, 2007 12:39:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

ah, el anónimo soy yo, Adrianófanes, pasa que no sé por qué razón no puedo poner la opción "blogger".

 
el dí­a sábado, enero 20, 2007 8:53:00 p. m., Blogger juanba dijo...

Adrián: Con respecto al verso XIII, "Querer al mundo como al propio cuerpo", para el que está transitando en el Tao, o sea para un "iluminado", un "santo", un ser "realizado", no hay diferencia entre "el mundo" y "él mismo", simplemente porque el iluminado ve la Unidad en todo, ergo, hacer daño al mundo es hacerse daño a si mismo. El problema en este plano por el que transitamos es que no nos vemos como Uno, sino que nos consideramos entes separados unos de otros, cada uno queriendo ganar para si mismo y, cosa que pasa cada vez más seguido, a costa de los demás.

Como vos decís, dualidad de por medio todo esto es, más que complejo, dificilísimo de alcanzar. Pero bueno, que el objetivo a lograr es "romper con la ilusión de Maya" ¿no? :)

Con respecto a comparar el Tao Ke King con una Biblia, es correcto. El Taoísmo es considerado por muchos como una religión dado que siguiendo fiel y firmemente sus escritos se llega finalmente a abrazar el Tao, o sea a Dios. Para unos es una filosofía de vida, para otros es una forma correcta de vivir la vida. En lo personal creo lo tomo como un poco de todas.

Cuando Lao Tse escribe sobre el Tao antiguo creo que se refiere a el Tao primitivo como concepto de idea original de Dios.

Salutes

 
el dí­a lunes, agosto 20, 2007 8:33:00 a. m., Blogger Albert dijo...

Hola.

Me ha gustado mucho tu blog.

Yo tengo uno donde pongo entradas de varios temas relacionados con las filosofias y religiones orientales.

http://elarbolbodhi.blogspot.com

Un abrazo.

 
el dí­a lunes, agosto 20, 2007 9:49:00 p. m., Blogger juanba dijo...

Albert: Bienvenido por aquí y gracias por tu comentario, con tiempo prometo pasarme por tu blog ya que estos temas me apasionan.

Salutes

 

Publicar un comentario

<< Inicio